Magnificat

Posted on 24/12/2012

0



El Magnificat BWV 243 en una versión en directo grabada en la abadía de Melk con algunos de mis cantantes favoritos, el Concentus Musicus Wien y el Coro Arnold Schoenberg bajo la dirección de Nikolaus Harnoncourt. También podéis encontrar esta estupenda versión dirigida por Ton Koopman.

El 24 de diciembre de 1723, meses después de ocupar el puesto de Kantor de la Thomaskirche de Leipzig, Bach se enfrentó a sus primeras navidades en el cargo. Se trataba, sin duda, del periodo del año con mayor concentración de servicios solemnes para los que debería presentar una cantidad de música considerable y decidió comenzar a lo grande. Para la víspera de Navidad, Bach estrenó la primera versión de una de sus obras maestras: el Magnificat en Mi bemol mayor. Se trata de una obra imponente con el coro dividido en cinco partes, en lugar de las cuatro habituales, y una orquesta extensa que incluye trompetas, percusión, flauta travesera, oboes, cuerdas y bajo continuo. El texto del Magnificat se mantuvo en latín -a diferencia de lo que había hecho meses antes para la cantata BWV 147, Herz und Mund und Tat und Leben-, algo que, sin ser habitual en el mundo protestante, tampoco era extraño en el marco de las grandes festividades. Para adaptar el texto al momento, Bach interpoló una serie de fragmentos en alemán de temática navideña.

Una década más tarde, Bach volvería a esta composición y la adaptaría trasportándola a Re Mayor, modificando ligeramente la orquestación y eliminando las interpolaciones navideñas. Esta nueva versión le serviría para los servicios del día de la Visitación de 1733 y es -sin duda, de forma justificada- la que hoy en día se representa habitualmente (y la que yo he enlazado arriba).

Yo he decidido comenzar este año la Nochebuena volviendo a la primera versión de la obra, la de 1723, catalogada como BWV 243a. Aunque son muchas menos las grabaciones de esta primera versión que las de la segunda, pueden encontrarse algunas notables y mi iPod está reproduciendo ahora la de Philippe Herreweghe con el Collegium Vocale Gent. Una bonita y creativa solución intermedia es remitirse al maravilloso disco de la Netherlands Bach Society que interpreta la segunda versión, pero que añade interpolaciones navideñas de elección propia.

Anuncios
Posted in: Escucha